Jugadores, entrenadores, mánagers, youtubers, organizadores, comentaristas, redactores, fabricantes y numerosos fans, se dieron cita el pasado fin de semana en el Palacio de Ferias y Congresos de Málaga para asistir al V Festival de Videojuegos Gamepolis.

Con más de 40.000 personas y una buena organización, Gamepolis se consolida rápidamente en este tipo de eventos, con cifras que auguran buenos tiempos para la industria del videojuego y que sitúan al certamen malagueño como una de las citas más importantes del año a nivel nacional.

Gamepolis1

Distribuido en un patio con el escenario principal, dos pabellones y la zona de auditorios y talleres, el lugar parecía perfecto para la cita. Sin duda alguna, la zona ardiente del palacio fue la dedicada a la ESL Electronic Sports League. El plato fuerte del festival, como no podía ser de otra forma, fue el torneo de Esports del videojuego competitivo más jugado del mundo: League of Legends. No menos importante fue el presenciar in situ a Giants, uno de los clubes más reconocidos, no solamente en España, sino también a nivel continental, y que además tiene su origen y sede en Málaga.

1-IMG_3590-002

Los Giants Gaming en un momento del descanso posando para Gamedustria

Sorprendió sobre todo la gran expectación y emoción en la gran final de Clash Royale, un videojuego para dispositivos móviles, desarrollado el pasado año y que ya cuenta ya con una enorme comunidad y numerosos incondicionales. Surgical Goblin se llevó la victoria. Parece ser que hay Clash Royale para rato.

Otras áreas del evento pertenecieron a FIFA 2017, Zelda, Gamer Camp con Minecraft y la zona Versus Gamer. Este último, un espacio dedicado a la venta de accesorios y periféricos gamer. Teclados mecánicos y retroiluminados, auriculares que aíslan del ruido exterior y ratones configurable con luz. Precio para todos los bolsillos con muy buen acabado y calidad en sus componentes.

Gamepolis

En el pabellón 2 todo parecía girar en torno a la zona Indie. Era el espacio con más creadores y desarrolladores por metro cuadrado de toda la feria. Siempre motivados y con ganas de explicar sus interesantes proyectos, el sector del videojuego independiente continúa intentando abrirse paso y asentarse de una manera definitiva dentro de la industria española.

Gamepolis1

Espectacular fue también el escenario de Call of Duty, aspecto del que careció el área de Street Fighter V, que supo a bastante poco a pesar de contar con un ring de boxeo como escenografía. Incompleto estuvo también el aforo de NBA 2017, algo quizá incomprensible dado el alcance de este título. Sin duda, la mejor puesta en escena se la lleva Counter Strike, un título que cuenta con millones de jugadores y seguidores en todo el mundo y que, a día de hoy, se encuentra entre los pesos pesados dentro del mundo de los deportes electrónicos.

Gamepolis1

Las numerosas máquinas arcades de la zona retro fueron las que se encargaron de recordar al publico asistente (tanto veteranos como jóvenes) dónde y cuándo comenzó todo y que ellas, con sus juegos de 8 bits, son la esencia de los nuevos videojuegos, estas superproducciones más cerca ya de las películas y de la realidad que del propio mundo digital. La partida continúa.

¿Qué faltó?

Realmente faltaron pocos elementos en una feria que crece edición tras edición y que cada año tiene una mayor repercusión. Si hay algo que se puede echar en cara sería la ausencia de empresas fuertes del sector, inversores y demás empresas de financiación para esos jóvenes emprendedores, startups y freelancers que allí se dieron cita y que están convencidos de que todo es posible.

@ybulpe_cloud