La empresa Affectiva ha lanzado recientemente un complemento para Unity, que permite captar las reacciones de los jugadores y ajustar las características de cada videojuego en función de estas. La tecnología de Affectiva utiliza una cámara para observar las expresiones faciales de los usuarios y, posteriormente, las traduce en sentimientos como felicidad, tristeza, ansiedad o miedo.

El primer título que implementará este complemento de Unity es Nevermind, del estudio de desarrollo Flying Mollusk. Cuando la cámara detecte altos niveles de estrés o ansiedad en los jugadores, la dificultad y los objetivos de Nervermind se incrementarán.

nevermind

Además, Affectiva ha presentado una patente para registrar las emociones captadas como un control más en los videojuegos, lo que significa que los personajes y los entornos se pueden alterar en función de los sentimientos de los jugadores.

«Hasta el momento todos hemos utilizado mandos o teclados y, con Kinect, también los movimientos del cuerpo. Ahora las emociones pueden ser otro factor en la dinámica de los juegos,» comentó Rana el Kaliouby, co-fundador de Affectiva.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies