Nintendo ha asestado un golpe a la piratería en España. Esta mañana el Juzgado de lo Mercantil número 8 de Barcelona ha dictado sentencia a favor de Nintendo en el juicio contra las tiendas de tecnología y componentes electrónicos Chipspain.

La juez Marta Cervera ha decretado que las tiendas españolas Chipspain infringieron los derechos de propiedad intelectual de Nintendo, mediante la importación, distribución, venta, publicidad y posesión con fines comerciales de cartuchos, tarjetas R4 y dispositivos similares que se saltan las medidas anticopia.

La sentencia, primera que llega del ámbito civil y sienta jurisprudencia, tiene validez sobre dispositivos similares que puedan ser usados con los mismos fines en otras consolas de Nintendo.

Desde Chipspain han mostrado su conformidad con la sentencia, asumiendo la ilegalidad de sus actos. «El uso de estos dispositivos es saltarse las medidas de seguridad desarrolladas por Nintendo para que nuestros clientes puedan jugar con copias pirata de videojuegos en la consolas Nintendo DS», ha declarado su responsable, José Gracia Fuster.

Los propietarios de Chipspain tendrán que pagar 22.670 euros a Nintendo por daños y perjuicios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies