YouTube sigue reforzando su política de restricción de la monetización de diversos vídeos de índole violenta, en esta caso concreto se refiere a los “montajes de violencia gratuita” que se enfrentan a un hipotético bloqueo publicitario. Los creadores de contenidos enfocados en títulos como Call of Duty afirmaron recientemente haber sufrido grandes pérdidas de ingresos y la falta de transparencia por parte de Google.

Youtube 1

Actualmente YouTube está en una situación delicada en cuanto a contratos publicitarios con diversas marcas por un problema que sucedió hace unas semanas, en las que se publicaron anuncios publicitarios en canales con un contenido poco apropiado por lo que las principales marcas decidieron romper lazos con YouTube. El sitio web Polygon informa cuales de estos contenidos violentos podían sufrir estas nuevas restricciones monetarias, sobretodo los videos enfocados específicamente en la violencia.

“Hay una preocupación comprensible por parte de los creadores de contenido sobre lo que pueden y no pueden hacer. La mayor parte de las quejas vienen de que estas cinco directrices no dan suficiente contexto para producir videos. La violencia en el curso normal del videojuego es generalmente aceptable para la publicidad, pero los montajes donde la violencia gratuita es el objetivo no lo es”, dijo YouTube en un comunicado.